jueves, 7 de enero de 2010

Prisionero del Annapurna, Jean-Christophe Lafaille


Ficha: Jean-Christophe Lafaille y Benôit Heimermann. Prisionero del Annapurna. Editorial Desnivel. Madrid. 2005. 192 páginas. ISBN: 978-84-9619-266-9.

Acabo de terminar de leer este libro. En él, Jean-Crhistophe Lafaille narra su experiencia personal en la considerada como montaña más peligrosa del Himalaya, el Annapurna. Desde su primer intento en compañía de Pierre Béghin, en 1992, hasta su regreso diez años después. Ése tiempo es el que, como refleja el título del libro, permanece prisionero de esa montaña, prisionero de su atracción fatal y prisionero del recuerdo de ver a su compañero de cordada caer: "Un chasquido seco: se ha soltado un friend. Pierre cae si un grito".
Así de dura y directa es la narración de Lafaille, que de esta forma logra llevar al lector junto a él en el penoso descenso que realiza, pero también hacia la cumbre por una nueva vía la de la arista oeste, que culminará con Alberto Iñurrategui.
Esa es una de las virtudes del libro. Sin una prosa como la de su compatriota Rebuffat, logra sin embargo transmitir toda la fuerza y la angustia de sus ascensiones, tanto desde el plano meramente físico, porque los grandes también se cansan y sufren, como el psicológico.
También cabe destacar las fotografías, a color en el cuadernillo central, y las escogidas citas con las que se inicia cada capítulo.
Lafaille desapareció el 27 de enero de 2006 cuando intentaba la ascensión al Makalu e invernal y en solitario. Había escalado ya once de los catorce ochomiles, casi siempre en solitario o abriendo nuevas vías. En 2003 escaló el Dhaulagiri, el Broad Peak y el Nanga Parbat en sólo dos meses. A esa hazaña del himalayismo pertenece este vídeo que he encontrado por Internet.

Recomendado: Pues para todos los que cada vez que alguien hace una cima de ochomil metros, le resta importancia o no le da el valor adecuado, para todos aquellos que alguna vez han dicho aquello de que "hoy en día el Everest lo sube cualquiera, sólo hay que pagar", para que recuerden las verdaderas dimensiones de estas montañas y la cantidad de vidas que se han cobrado ya.
Si quieres leer un capítulo pincha aquí
Y si no tienes librería de cabecera y quieres comprar el libro, puedes hacerlo aquí

1 comentario:

vidal dijo...

Un verdadero "pequeño gran hombre"... toda una perdida para el mundo del Alpinismo... y todo un ejemplo a seguir... el que pueda, claro!, je, je, je... Saludos Esgalleros Nisio!!!