martes, 14 de abril de 2009

Valdecebollas (2.139m) Corre, corre... que vuelve el temporal

Es lo que tiene intentar aprender a esquiar a estas edades... uno se descuajeringa la rodilla... lo de la lumbalgia causada por una mudanza en solitario mejor ni lo recuerdo... En fin que debido a estas dos lesiones de las que afortunadamente ya estoy recuperado y a los diversos compromisos sociales que me acechan últimamente, y eso que aún no ha empezado la temporada de bodas, llevaba casi dos meses in salir al monte. Concretamente desde que el 14 de febrero concluyó con éxito la Expedición Ramafloja al Atlas.
He sentido el dolor de tener que mirar con envidia las montañas desde el coche sin tener la mínima posibilidad de soñar con su cumbre... En fin que tras escaparme un par de veces en Semana Santa por la Sierra de Gredos ayer, lunes, el mono seguía corriendo por mis venas. Así que en cuanto terminé de trabajar a las 14,00h me fui para casa cogí la mochila y me fui a echarle un tiento al Valdecebollas. Las previsiones en la zona eran malas, malas, pero la cámara web de Alto Campoo transmitía un cielo azul, así que para allá que me fui.
Tras pasar por el collado de Somahoz a la provincia de Palencia y atravesar Salcedillo me detuve un momento para hacer una foto de mi objetivo. Así de paso hago un pequeño croquis de la ruta. Los puntos azules indican la parte que se hace por detrás del Sestil.

Enfilo la carretera hacia el refugio del Golobar. Ya han arreglado el desprendimiento que me encontré la última vez que vine por aquí, pero este inexplicable nevero me obligó a dejar aquí el coche.

Comí un poco del hornazo que me sobró del día anterior, obsequio de mi cuñado. ¡Qué grande, Álvaro, qué grande! Me pertreché y empecé a remontar la carretera hacia el destartalado refugio (1.750m) que, al parecer, el Ayuntamiento de Brañosera quiere recuperar. Que sea para bien. Algunas nubecillas aparecían en el cielo azul.

Camino tranquilo, hace calor y tampoco quiero forzar la rodilla.

Llego a la zona nevada. Se pisa bien, hace calorcito y me encuentro bien. Es lunes y estoy subiendo a una montaña. ¿Qué más se puede pedir?

Hacia arriba lo que me queda por subir hacia el Sestil.

Hacia abajo lo que ya he subido con el refugio a la izquierda. No llevo mal ritmo, no.

Al llegar a esta zona herbosa, miro hacia el Sestil y veo una gran nube que llega desde el Oeste. Pues esta vez los de la Agencia Estatal de Meteorología tampoco se van a equivocar, no.

Hacia el otro lado veo una bonita cornisa y las musas me brindan un momentico de inspiración...

...la verdad es que los juegos de luz que propician las nubes y el sol ayudan. Ya sólo me queda remontar esta palita de nieve. No me pongo los crampones porque se pisa bien.

Al llegar al collado (2.040m), marcado con este gran mojón, veo el Valdecebollas y las nubes que vienen. Habrá que darse prisa.

Con ayuda del zoom se ve el torreón de la cumbre y se aprecia que las nubes vienen cargaditas y dispuestas a hacer su trabajo.

Hacia el otro lado del cordal de Sierra Híjar veo al fondo Peñalabra y asomar la punta de Tres Mares. Por ahí anduve hace un tiempo.

Hacia el oeste, identifico Peña Prieta...

...y hacia el norte los Picos de Europa. Abajo está La Pernía y esa peña que se ve es Peña Abismo, creo.

Venga, vamos a seguir, a ver si no se nos complica la tarde. Lo bueno que tiene esta montaña es que se puede hacer una ascensión rápida.

Vuelvo a pisar nieve y me abrigo un poco, que empieza a soplar un aire fresco.

Pierdo un poco de altura hasta este collado y afronto con decisión la última rampa, que ya nos dijo una vez un aldeano que "la mejor calefacción es una cuesta arriba".

Ahora sí que no queda nada ya veo ahí la cumbre.

Es así, muy llanita y los últimos metros son casi un paseo... si no fuera por el viento...

Un par de pasos más y ya estoy en la aparatosa cumbre. Menos de una hora y media le eché parando a hacer fotos. Una cumbre accesible.

¡Yupii! Foto oficial en el Valdecebollas (2.139m)

Llamo a mi santa esposa para que no se preocupe, que estoy bien y a Andrés para darle envidia. Consigo ambas cosas. "Quedo como un esposo atento y Andrés me dice que está currando. Me subo al "pequeño hito" y grabo un vídeo.

Una ronda circular de fotos. Hacia el este, creo que aquello es Castro Valnera. Me corrijan los que lo sepan seguro, por favor.

Ahora ya se ve perfectamente el cordal que hice en agosto, de derecha a izquierda: Cuchillón, Tres Mares y Peña Labra, "mascarón de proa de la Montaña Palentina", que diría Miguel Ruiz Ausín.

Y hacia el oeste Curavacas y Peña Prieta, otro cordal que recorrió un selecto equipo de The South Face Extreme Nisio Team en la tristemente recordada 1/2 Integral de Fuentes Carrionas al filo de lo impresentable pero con orejas.

Y vamos para abajo que la cosa se pone fea...

...una última mirada a la cumbre... eso negro de arriba debe de ser el temporal que anunciaban para esta semana que llega puntual.

Una carrerita para descender que me recordó que las rodillas no están recuperadas del todo y en 35 minutos estaba en el coche. De regreso, me paré en Fontibre, nacimiento del Ebro, la que lía después esta fuente de agua... Saludos desde aquí a los amigos de Deltebre.

6 comentarios:

Kunzuilh dijo...

Desde luego que buena manera de aprovechar ese lunes por la tarde... menudos nubarrones!!! A ver hasta cuándo los tenemos por aquí...
La ruta y las vistas preciosas...

PERE dijo...

Aupa Borjita!! grande ese Vadecebollas! Por ahí echó sus primeros pasos alpinísticos el ramaflojista juanillo! (a que no viste muchos animales,jeje)

Gracias por picarnos con tus paseos y activar la neurona que dice MONTAÑA YA!!!!

Habrá que liar alguna

Salud Nisios

PERE dijo...

P.D. Mi olfato ramaflojista me dice que si que es el Castro Valnera..

Borja dijo...

Ese Pere!!!
Jefazo!!!
Ahora te dedicarás a oprimir a la case trabajadora, ¿no?
Mira a ver este finde que dan muy malo pero jorgito y yo pensábamos escaparnos...

Pere dijo...

Calla calla... Adios a la calidad de vida...Ya veremos si lo aguanto...

Este finde me toca jaleo por Aguilar de Campoo, una mudanza de esas que te gustan..

Ya hablamos para otra. Y este finde a patear en la ventisca!! Hay que ver os gustan estas cosas a los nisios...

Salud sin alud!!

Keducc dijo...

Ese Valdecebollas! aunque no llegué a su cumbre porque cuando estuve allí salió un día malisimo, no podré olvidar dormir en las inmediaciones de las ruinas del Ref.Alpino el Golobar y la cena previa en el Refugio de la Collada recomendado por vosotros.
Algún dia volveré y esta vez el chuletón de potro será mio!!!jajjaja

Que lujo poder hacerse un monte después de currar :-O